astrología 2020·chiron in aries·el tiempo es amor·encarnar la voz·gran conjunción de saturno y júpiter·júpiter en capricornio·plutón en capricornio·soberanía creativa

Júpiter en conjunción con Plutón :: tranformación y medicina

Hoy y mañana estamos en el corazón de la conjunción de Júpiter con Plutón en Capricornio. Plutón es el rey del inframundo. Gobierna los grandes ciclos de transformación colectiva. Plutón nos muestra la sombra de la humanidad.

Su descubrimiento astronómico fue en el 1930. En la narrativa astrológica trans-generacional, el descubrimiento de Pluto es un evento sincrónico al advenimiento nazi, y a los horrores de los campos de concentración. Este fue el portal de iniciación colectiva a la conciencia del horror. La sombra colectiva se manifestó.

Así pasa también con Chirón, el arquetipo del sanador herido. Este esteroide-cometa fue descubierto en el 1977. Su “aparición” en el cielo como espejo de su aparición en el consciente colectivo nos habla un despertar de conciencia que pasa por la sanación.

Es la herida de la caída de la revolución de los 60 la que propicia que una gran mayoría de la generación hippie y/o revolucionaria buscara abrir otros territorios en búsqueda de la libertad.

Un camino de soberanía y salud basado en visiones interdisciplinarias en torno a las medicinas alternativas, integrativas y preventivas, etc. Un camino de conciencia corporal y espiritual. Un camino puente. El camino del medio.

La medicina trans-disciplinaria e intregrativa nos habla del de la herida como un portal de conciencia.

La conciencia evolutiva de la humanidad pide que integremos a Chirón. Que caminemos en integridad y que integremos las prácticas, las medicinas de la tierra.

Tanto Plutón como Chirón son energías de transformación y de procesos penosos de metabolizar.

Chirón sería el guardián del proceso necesario para metabolizar la transformación que Plutón ofrece. Cuanto más en contacto estemos con la realidad y verdad de que sí estamos ante una crisis de salud, mejor. Una crisis de salud del alma. UN crisis de identidad. Una crisis espiritual.

Es la conciencia de Chirón la que nos permite sostener el proceso de despertar de la conciencia como un despertar corporal. Como una experiencia energética, encarnada, vivida cuerpo adentro.

Ante la disolución de nuestros referentes y seguridades, cada capa que se deshace y desprende nos lleva aún más adentro. Algunas recién aprendemos. Otros nos recuerdan el camino.

Se trata de no perdernos en el camino. Nos perder nuestra soberanía energética.

El miedo nos fragmenta.

Sostener la intensidad de la rabia, el dolor, la impotencia, la voz, la verdad, que emerge, cuerpo adentro. Esa es la voz. La voz que interroga. La voz que cuestiona. La voz que quiere compartir, que quiere ser escuchada, que necesita ser escuchada.

Es nuestra voz y es la voz de la tierra. Es la voz del cielo. Es a voz de las estrellas.

La sanación de Chirón abre el camino de la memoria. Memoria de cómo ser puentes entre cielo y tierra. Memoria de cómo sostener y cuidar la conexión. Chirón nos guía en el proceso de sanar la herida de la desconexión. La herida de la fragmentación.

De lo que se rompió. De lo que se rompe.

Chirón nos inicia al poder shamánico cuántico de la sanación como un camino de transformación personal. Camino hecho de iniciaciones que -de forma cíclica- se presentan. Se presentan para -personal y/o colectivamente- hacer crecer tejido nuevo, vida nueva.

Un camino en el que la invitación a elegir retorna cíclicamente.

¿repetir o a evolucionar? ¿estancarnos o crecer?

Plutón nos recuerda que en el fondo es un tema de poder.

¿quién tiene el poder? ¿quién tiene el poder de contar la historia? ¿quién tiene el poder de la narrativa? ¿confías en quienes tienen el poder? ¿qué te dice tu mente? ¿qué te dice tu cuerpo? ¿qué te dice tu intuición?

La medicina de Chirón en Aries (2018- 2024) se expresa a través del derecho a la ira sagrada, el reclamo, el deseo de libertad e independencia.

No aceptamos esta narrativa. Creamos nuestra narrativa.

Esa es la voz de Chirón, que además de curandero, es maestro, líder, es guerrero, estratega y mentor.

Tomemos consejo con Chirón. Tomemos apoyo y refugio en su cueva. Pidamos guía, instrucción, para usar la furia del reclamo como canal creativo para el retorno de nuestra voz, de nuestro poder.

¿en qué arquetipo te puedes apoyar para tomar la medicina de Chirón? ¿qué proceso de sanación se abre para ti? ¿qué puente estás tejiendo?

¿cómo puedes encauzar tu ira sagrada, tu indignación de una manera creativa y constructiva?

¿qué propones? ¿qué voz emerge en ti?

¿qué sientes es imprescindible señalar, cuidar, defender?

¿qué voces quedan invisibilizadas, marginadas?

¿cómo desde el privilegio podemos ser la voz a favor de quienes tienen menos poder?

Chirón nos lleva a la reconexión. Al poder de la reconexión con nuestro poder personal. Está herido, sí, y también está sano.

Si hay vida, hay salud. ¿cómo la nutrimos? ¿cómo nos empoderamos a través de nuestra salud? ¿cómo nos independizamos a través de nuestra salud?

Chirón en Aries también nos habla de la emancipación de la conciencia de la víctima, para asumir el liderazgo de la sabiduría de la cura. La sabiduría de la medicina de la tierra, la medicina del amor.

El puente de Chirón es el amor.

Un viejo mundo se deshace, la realidad ficticia se revela irrelevante. Muchas de las anclas que tuvimos para construir nuestra identidad -nuestro de sentido de valía- se caen, ya no se sostienen.

Es frente a la presión de la fuerza evolutiva de Plutón que el miedo existencial a la muerte emerge. Es orgánico. Es natural.

De ahí que desde tiempos milenarios nuestra evolución siempre fue guiada y acompañada por las ceremonias de iniciación necesarias para que crezcamos sin fragmentarnos, en integridad. Ceremonia que tejen la memoria de los que nos une. Ceremonias en las que enfrentamos nuestros miedos. Nos hacemos fuertes.

Este mes el sol en Aries hace cuadraturas con Plutón, Júpiter, Saturno (ahora en Acuario). El 11 de abril Mercurio entra en Aries.

Esto trae el fuego muy cerca.

La luna llena en Libra -el 7 de abril- llama al equilibrio. A la vía del medio.

No callemos la voz del fuego.
Usemos nuestra voz para cuidar y defender a los niños a las niñas.
Pidamos por ellos y ellas.
Somos su puente.

***

Varias personas me han preguntado sobre la convocatoria, y sobre la meditación de hoy.

Todo foco sostenido en foco de la armonía y la vida es bienvenido. Todo lo que se mueva en benevolencia es acogido.

Júpiter es un protector. Hoy y mañana son buenos días para rezar, meditar, escribir, predicar, compartir devocionalmente. Sin embargo, la presencia de Plutón nos advierte de agendas ocultas, secretos.

Si la intención es clara y transparente -inocente- entonces no hay “peligro”. Pero ya que estamos en un ciclo de higiene, personal y colectiva, lo recomendable es interrogar y filtrar.

La autorización que damos a que nuestra energía sea parte de una intención colectiva es nuestra responsabilidad. Podemos orientar la claridad y la inocencia de nuestra intención así como del consentimiento que damos al uso de nuestra energía.

La intención es el cuido. El cuido de los abuelos y abuelas, sí. Y el cuido de los niños y las niñas. Ahí necesitamos nuestros rezos e intenciones para que nuestras voces sean escuchadas. Por ellos y ellas.

Esa es la verdad que se revela en este portal, en esta conjunción de Júpiter y Plutón.

¿La sombra de la humanidad es tan grande que no va a luchar por la libertad de las futuras generaciones?

Esta es la pregunta.
La encrucijada.

Este también es el puente.

4 comentarios sobre “Júpiter en conjunción con Plutón :: tranformación y medicina

  1. Gracias Paloma. Te leo desde que tus mensajes me llegaron cuando pasé 2 meses en PR en medio de los huaracanes. Tu voz siempre es una guía esperanzadora para mi. Gracias infinitas!

  2. Me encanta lo que compartía y tu forma de comunicarlo, es mi portal favorito y te agradezco que lo hagas con amor, conciencia y profesionalismo. Aprendo y comparto también desde aquí!
    Saludos
    🌻🌗⚡️

Los comentarios están cerrados.