activismo sagrado·astrología 2019·construir la esperanza·el corazón del leo·encarnar la voz·júpiter en sagitario·luna llena·mercurio·nuevos tiempos·soberanía creativa·venus en leo

luna llena en Acuario :: entregar nuestro fuego ::

Mañana, 15 de agosto, cruzamos el umbral de la Luna llena en Acuario. El Sol en conjunción exacta con Venus en Leo refleja su luz en la luna en Acuario. En Leo también tenemos a Mercurio y a Marte. Júpiter recuperó su marcha directa en Sagitario y Urano, Saturno, Plutón y Chirón están retrógrados.

El eje de Acuario Leo nos habla de la tensión complementaria entre la individualidad y el colectivo. El YO de Leo se mira en el NOSOTROS de Acuario, y viceversa. Esta tensión tiene que ver con el poder de la mente tribal, los patrones de conducta colectiva, y cómo los grupos -grandes o pequeños- son fáciles de manipular en la medida en que -a mayor o menor grado- tenemos codificado en nuestro ADN el deseo de pertenencia a la manada. La necesidad de reconocimiento y de validación de la tribu para la construcción sana de nuestra identidad hace parte integral de nuestro ser.

La aprobación del grupo, el exilio de la manada, ser la oveja negra, o chivo expiatorio, rebelarnos contra el poder de la mente grupal, transgredir las normas y dogmas, las formas en que el colectivo decide sobre nosotros, sobre cómo somos -y hemos de ser-, son algunas de las coordenadas vinculares que se pueden mover bajo esta luna llena. Y, a raíz de estas movilizaciones, una interrogación íntima sobre qué deseamos de corazón profundo emerge. Busca cauce expresivo, confianza en la voz, así como un tiempo-espacio resonante con quienes compartir nuestro cambio personal. Y es aquí que probablemente -algunos- nos encontremos con la brecha-fisura-separación entre lo que sentimos y queremos compartir, y los espacios colectivos en los cuales podemos hacerlo con integridad y dignidad. El sentimiento de rechazo, de exilio, de abandono, de soledad emergen como los síntomas que revelan que el cambio es interno, es personal y necesita (necesitamos) espacios colectivos receptivos, creativos y dinámicos que puedan acoger esta renovación personal.

La tensión del eje Leo Acuario tiene que ver con nuestra capacidad de expresar nuestra singularidad en un grupo, de ofrendar nuestros dones y talentos individuales para la salud grupal, y también cómo -a veces, a menudo- esta entrega toma forma de sacrificio. Sacrificio de nuestra verdad y autenticidad, y sacrificio de nuestra energía, en la medida en que no tenemos la fuerza, la firmeza para hacer valer nuestra voz. Esas pequeñas traiciones a nuestra energía se acumulan hasta crear un colapso. Nos damos cuenta. Ya no podemos seguir como antes.

A veces el sacrificio de nuestro YO SOY tiene un costo muy alto, y esta luna llena en Acuario arroja luz sobre las heridas, insatisfacciones y frustraciones acumuladas a través de nuestra participación en proceso grupales en las que hemos reprimido nuestra luz, nuestra pasión, nuestra verdad, nuestro fuego.

Las razones para reprimir nuestra luz son variadas, y pueden llevarnos a lugares antiguos y profundos, como los de nuestra infancia, lugares en que podemos reconocer la mirada de valoración, reconocimiento y aceptación que no recibimos de quienes más lo necesitamos. Esta carencia, y este deseo de existir ante la mirada de quienes más amamos -y de quienes más dependimos para nuestra sobrevivencia-, condiciona profundamente nuestra manera de expresarnos asertivamente en un grupo, o de callar.

Callar para no hacer ruido. Callar para no llamar la atención. Callar para ser amados. Callar para pertenecer.

Bajo esta luna llena en Acuario, este callar se revela intolerable. Y este darnos cuenta que ya no podemos callar, ni tolerar lo que hasta ahora teníamos naturalizado, es como una semilla, una chispa, un detonante : el comienzo de algo que quiere brotar y crecer. Hoy nos toca verlo, reconocerlo, sentirlo. Nos toca honrarlo.

En este silencio late una herida que ahora -con Venus en conjunción con el sol en Leo, más Marte y Mercurio en este signo- emerge, brota. Tal vez la purga ofrendada por los eclipses de julio, y la retrogradación de Mercurio de Leo a Cáncer, han removido los fundamentos de nuestra psiquis potenciando el despertar de una dignidad renovada. De ahí que bajo esta Luna, un “levantarnos y decir ya no más, así no quiero, esto ya no me hace bien, creo en mi, me doy una oportunidad, merezco otra cosa” emerge. Este fuego de Leo levanta a nuestro ser herido – nuestro niño y nuestra niña- que nos recuerda que nuestro valor supremo como seres humanos no descansa en el HACER sino en el SER. Entonces es inevitable que si nuestro ser se renueva, también lo harán nuestras decisiones y acciones.

Entonces, bajo esta luna llena en Acuario nuestro Ser se hace sentir, y dice : ” estoy aquí, ¿me escuchas? , tengo cosas que decir, tengo ideas que compartir, tengo deseos que expresar, tengo visiones que nacen de mi corazón y que quieren ser compartidas.” Y es así que esta luna llena en Acuario nos ofrenda su potencial transformador, ya que tal vez para sentir este fuego, para sentir esta certeza de SER, también hemos de sentir el vacío del no ser. Tal vez hemos de aceptar sentir el dolor de la negación, la violencia de la censura en la que crecimos (y que habitamos). Tal vez hemos de aceptar que nuestro silencio es cómplice de abusos que seguimos tolerando en nuestros círculos íntimos -y menos íntimos- por costumbre, por pereza, por vanidad, por orgullo, por comodidad, porque lo que hemos aprendido a reconocer como propio es el sacrificio de nuestro ser.

Este potencial transformador nos llega de la mano de Venus, nuestra reina de la belleza, del amor y de la creatividad . Bajo esta luna llena en Acuario, el Sol está exactamente alienado entre Venus y la tierra. Venus está detrás del Sol, invisible a nuestros ojos. Esta configuración astrológica nos habla de que la conexión entre Venus y la Tierra es interrumpida por los rayos del sol. Esta combustión de Venus en los rayos del Sol, interfiere por un tiempo con la resonancia de Venus en nuestro corazón.

Si creemos estar en la oscuridad más profunda, tal vez, sencillamente estamos cegados por la luz de una verdad tan feroz que penetra nuestro centro, nuestro ser, en lo profundo. Una verdad que quema las mentiras, los engaños, la invisibilidad mormosa, la falsa humildad, el autosacrificio que nos ha mantenido enterrados, ocultos, demasiado tiempo.

Para algunos este puede ser un tiempo de duelo, de muerte interna, de pérdida del deseo, de confusión creativa, de falta de confianza, de falta de amor propio o claridad afectiva. Y, a la misma vez, esta muerte de Venus en los rayos del Sol, nos habla de una fecundación solar creativa, de una renovación de votos creativos. Nos habla de emprender un nuevo ciclo, de soltar lo que contamina nuestro corazón, de despedirnos de patrones que nos colocan en un lugar de adaptación al deseo ajeno. Nos habla de darnos cuenta de todo lo que hacemos para ser aceptados, valorados, amados. De todo lo que entregamos a miradas que no nos ven -no nos pueden ver- porque en verdad nos escondemos, nos nos revelamos. Entonces en esta luna llena en Acuario honramos el deseo y la capacidad de visibilizarnos.

Y es en esta encrucijada -entre la chispa interna de reconocer nuestro potencial y el cómo nos presentamos en nuestras relaciones- que nos podemos dar cuenta de cuánto sacrificamos de esta luz, de este fuego, de esta voz con tal de ser aceptados. De cuánto estamos dispuestas y dispuestos a invisibilizar con tal de ser parte.

Entonces esta luna llena en Acuario puede revelar, arrojar luz sobre las dinámicas grupales, colectivas en las que hemos estado comprometidos e interrogar la pertinencia de seguir afiliados, de seguir sosteniendo un rol, una voz, una entrega de nuestra energía en un contexto que tal vez no lo reconoce, no lo recibe, o simplemente lo censura.

Esta luna llena en Acuario nos invita a HABLAR desde la autoridad de nuestras verdades ocultas, ahora. Después de un largo período sintiéndonos impotentes tal vez encontremos ahora las palabras para nombrar, rugir si es necesario, nuestro tiempo espacio soberano.

Y para tomar la riendas de esta autoridad interna, hemos de reconocer que no podemos escondernos más de la vida, que lo que somos es necesario para el tejido colectivo, que valemos, que nuestra voz es única, irrepetible.

En estos tiempos de cambios colectivos acelerados parece pertinente parar un momento a sentirnos, a (re)pensarnos como individuos creativos y participantes del tejido colectivo. Puede ser una tarea necesaria la de actualizar nuestra participación en determinados grupos y proyectos. Actualización que pasa por usar la razón, la observación y el discernimiento para -de manera fría y objetiva- cuestionar, interrogar, nuestra visión y acción dentro de los grupos y colectivos en los que nos movemos. Para evaluar qué queremos hacer con nuestro fuego, dónde y con quienes queremos compartir nuestros dones, qué queremos emprender y con quienes.

La frialdad de Acuario templa el fuego pasional de Leo. La razón nos dice que serán pronto tiempo de decisiones y reordenamientos vitales necesarios para acupar nuestro lugar, para habitar nuestros círculos desde la actualización de nuestro proyecto personal. Entonces, si nuestro corazón está desgarrado por el duelo de darnos cuenta que hemos de dejar morir esa parte de nosotros que hemos reconocido sacrificada para abrazar lo nuevo, entonces, que nuestra mente sea un apoyo y una aliada. Que podamos encauzar la intensidad de los sentimientos que pueden brotar bajo esta luna llena gracias a la comprensión de que la tensión que se libera abre camino para nuevas coordenadas creativas, personales y colectivas.

***

La primera semana de Septiembre abro la consulta astrológica hasta fin de año. Las personas interesadas en una consulta conmigo les invito a que se acerquen a esta página. Aquí encontrarán la información de la consulta y el enlace del calendario para hacer la cita. Los espacios son limitados.

***

♥ COMPARTE CON AMOR ♥ Este texto está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional. Copyright textos e imágenes ©Paloma Todd para http://www.lunadeabril.com

17 comentarios sobre “luna llena en Acuario :: entregar nuestro fuego ::

  1. Gracias increíble los astros ,me dejan boquiabierta,en donde leo sobre mi signo me dicen justamente lo que me esta pasando!!😲😲😲😔
    Pero también se que voy a estar muy bien🤗🤗🤗🥰🥰

    1. Gracias!!! Pudiste en palabras lo que estoy sintiendo estos días!!! Ahora a reflexionar sobre todo lo que escribiste!! Nuevamente GRACIAS!!!

  2. Muchísimas gracias por una explicación tan clara, tan gráfica, tan bine elaborada, tan certera. Parece que alguien me hubiese visto y sentido hace contadas horas.
    Y ahí sigue esta energía de auto-expresión y honra a lo genuino interno.

  3. Que texto mas sabio y certero. Deberiamos escucharnos mas y ser mas honrados con nosotros mismos y dejar de preocuparnos de lo que piensen los demas

  4. gracias desde lo más profundo del corazón! me ayuda entender y sentir mejor todo lo que estoy viviendo y sintiendo en estos momentos! un abrazo de corazón!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s